Decidir aprender una lengua extranjera es un paso gigantesco; sin embargo, aún después de eso hay que ser constantes para llegar a la meta. A continuación, te presentamos cinco tips que te salvaran a la hora de empezar a aprender algún idioma.

1. Comprométete desde el principio

Si ya tomaste la decisión de estudiar un idioma, no lo dejes a la suerte o para cuando tengas ganas. ¡Arma un plan! ¿Cuándo vas a estudiar, qué días de la semana, cuánto tiempo y a qué hora? Aunque no lo quieras escuchar, hay que tener un espacio para hacer tus tareas. Recuerda que no siempre podrás estar motivado, habrá días más difíciles que otros, pero si tienes una rutina y las cosas debidamente planeadas, podrás crear disciplina. Trata de ser constante en la asistencia a tus clases ya que ¡la constancia es el secreto! Las cosas que hacemos de manera consistente son las que nos crean hábitos que serán duraderos. 

2. Encuentra las condiciones perfectas

Se muy honesto contigo mismo y tu proceso de aprendizaje. ¿Aprendes mejor cuando estás en un grupo? ¿Prefieres estudiar tú solo? Piensa en que te hace sentir más cómodo y que te puede impulsar a aprender mejor. Todos somos diferentes y no tiene nada de malo en buscar las condiciones adecuadas que nos ayuden a dar lo mejor de nosotros mismos.

3. Haz del nuevo idioma tu estilo de vida

A veces pensamos que aprender un idioma se limita a lo que hacemos en clase. ¡Pero no! Si solo pensamos en otro idioma dos o tres horas a la semana, nuestro avance será mucho más lento de lo que esperamos. Si a las horas de clase le sumamos horas de escuchar música, podcasts, ver tele en la lengua meta, y horas de curiosear alguna página web estaremos aumentando exponencialmente nuestra exposición al idioma. Y pasaremos de estar en contacto unas cuantas horas a hacer del nuevo idioma un estilo de vida que incluya todas las áreas importantes de nuestra vida: trabajo, familia, entretenimiento. Además debes de recordar que al principio solo reconocerás unas palabras, frases e ideas; pero con el tiempo verás que empiezas a entender más de lo que imaginaste, ya que tu oído se empezará a acostumbrar a la lengua meta. Cuando empieces tu viaje con el nuevo idioma trata de escuchar y leer cosas donde puedas entender al menos 60 o 70%. 

4. Recuerda que aprender es divertido

A veces pensamos que aprender otro idioma significa repetir listas y listas de verbos o vocabulario y se nos olvida que en la actualidad tenemos muchísimas herramientas tecnológicas que nos ayudarán a disfrutar las clases como nunca. Imagina tener juegos interactivos, videos, presentaciones, actividades en equipo, juegos de rol, y contacto con alumnos que viven en otros lugares. Tenemos tantas oportunidades de divertirnos y aprender que ya no tenemos excusa para pensar que nos vamos a aburrir.

5. Déjate llevar por el proceso

Además de probar actividades nuevas, un idioma puede ayudarte a recordar que las cosas buenas en la vida llevan tiempo. Andamos siempre tan a las carreras, que olvidamos saborear los procesos. Olvidamos lo que es disfrutar el camino, sentirnos retados, ver cómo vamos avanzando y disfrutar el proceso en general.

Comprométete con tus objetivos personales y profesionales y date la oportunidad de mejorar tu calidad de vida por medio del inglés.

Contáctanos por WhatsApp al número +52 1 55 4094 4116 o envía un correo a contacto@www.startspeakingtoday.com 

Encuentra este texto en inglés en la página 2.

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
Hola,
¿En qué podemos ayudarte?
Share via
Copy link
Powered by Social Snap